Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad y Cookies para mantenerte informado sobre dónde podríamos usar tus datos personales. Ver más aquí o contáctanos para más información.

« volver a OPERACIONES

Reabrir con ingenio: Trucos para reducir los costos

A medida que los bares reabren y reajustan, las formas de trabajar rentables y eficientes son imprescindibles... Profesionales de la industria como Charlotte Halsius y Vijay Mudaliar presentan algunos trucos para reducir costos sin escatimar en la calidad de tus bebidas y servicio.

Tener un bar en el clima actual puede ser desafiante y gratificante. Para dar un buen servicio a clientes y personal, debes buscar maximizar las ganancias y minimizar los costos, y al mismo tiempo tener en cuenta el servicio y la calidad que ofreces. Sin embargo, no todos los cambios tienen que ser grandes y Charlotte Halsius, Brand Ambassador de Diageo en Suecia y Noruega y Vijay Mudaliar de Native, Singapur, muestran cómo reducen los costos en sus negocios con formas inteligentes de trabajo y conocimientos creativos.

1. Si no lo quieres, no lo tires: Reutilizando ingredientes

Vijay

Trabajamos mucho para reducir nuestros residuos. Tratamos de mirar cada parte de una fruta, hierba, verdura y especias con curiosidad para desbloquear su potencial. Las pieles de piña, por ejemplo, comúnmente se tiran en los bares, pero en los últimos años hemos visto a los bartenders usarlas para hacer tepache, una sabrosa bebida fermentada. Tenemos un cóctel de piña en el menú de Native que se infunde con la piel de la piña y la pulpa de la piña se asa a la parrilla y se usa como garnish.

La clave es ser curioso y probar nuevos elementos. Usar las sobras para tus bocadillos, misos, kombuchas, kéfir, hidromiel son algunas opciones excelentes.

Charlotte

Maximizar cada ingrediente es tan importante para el medio ambiente como para tu economía. Cuando trabajaba en el bar, redujimos el desperdicio utilizando cada ingrediente en su máximo potencial.

La rodaja de lima, por ejemplo, podría usarse como un buen garnish o para hacer un delicioso sirope de cítricos. El almíbar podría usarse para hacer limonada, granizado, cócteles o sorbetes en la cocina. Si de alguna manera terminas con más almíbar del que puedes usar, invita a tus clientes a un refrigerio sin alcohol. El costo será casi nulo y el gesto podría ser suficiente para atraer a los invitados la próxima vez.

2. Simplificando el menú

Vijay

Hemos cambiado nuestro menú durante este período a una versión más divertida y ligera para nuestros clientes. Para reducir costos, analizamos más de cerca los ingredientes que usamos en nuestros cócteles y, cuando fue posible, dedicamos tiempo a hacer nuestros propios ingredientes. Ahora hacemos nuestras propias kombuchas, hidromiel y misos en lugar de comprar marcas en la tienda. Esto lleva más tiempo, pero significa que ahorramos costos y nos adherimos a la calidad que buscamos.

También hemos creado un servicio de delivery de nuestros cócteles favoritos en el menú para ayudar a conectar con nuestros clientes en casa. Esto también nos ha ayudado con algunos ingresos adicionales.

Charlotte

Actualiza tu menú. No tiene ningún valor mantener bebidas que nadie pide. Un cóctel sin rotación puede ser un devorador de dinero real. El cóctel no solo ocupa un espacio innecesario en el menú, los ingredientes ocupan espacio en la barra y se echarán a perder, al final, tirarás el dinero por el desagüe. Al verificar los datos de ventas, puedes ver claramente qué bebidas son las más populares y cuáles ya no son rentables.

3. Formar al Staff

Vijay

La formación de nuestros empleados se centra en la parte técnica y el desarrollo de conocimientos, los cuales permiten al equipo realizar upselling y / o ventas cruzadas de manera efectiva y confiable para aumentar el gasto per cápita. Además de la formación sobre el producto, también inculcamos en nuestro equipo una mentalidad para cuidar de sí mismos y hemos introducido sesiones de fisioterapia trimestrales para alentar al equipo a adoptar posturas saludables y aprender sobre la prevención de lesiones. Al invertir en el bienestar y la salud del equipo, puedes reducir los accidentes en el trabajo y los costos asociados a ellos, incluida la contratación temporal.

Charlotte

Tener un equipo bien capacitado ciertamente ayuda, al igual que uno bien informado. Asegúrate de tomarte el tiempo para tener una breve sesión informativa antes del turno y, si no hay tiempo, encuéntralo. Un equipo bien informado tiene menos probabilidades de cometer errores, por lo que antes de cada turno creamos una hoja con todas las bebidas en el menú que incluye el nombre de la bebida, la historia detrás de ella, los sabores y la receta.

Al dar al personal las hojas de información para leer, puedes explicar y recomendar bebidas con confianza a los clientes incluso sin probarlas. Un activo que nos ha ayudado a ahorrar mucho tiempo y dinero.

4. Escucha a tu alrededor

Vijay

No hay mejor manera de ahorrar costos que dándoles a los clientes lo que quieren, no lo que crees que quieren. Puedes hacerlo compartiendo encuestas, analizando datos de informes de ventas o simplemente manteniendo conversaciones abiertas con los consumidores. Fue una retroalimentación como esta la que nos animó a expandir nuestras ofertas sin alcohol, para incluir una gama de bebidas fermentadas y con bajo contenido de alcohol para los clientes.

Charlotte

Mi mejor consejo para todos los restaurantes y bares es escuchar a su personal. Conocen el servicio diario mejor que nadie, saben lo que hay que mejorar.

Cuando trabajaba en el bar, reuníamos al equipo al final de la noche para un breve resumen del día. Les pedimos a cada uno de ellos que compartieran tres cosas buenas y tres cosas malas que debían cambiar o mejorar, esto realmente ayuda a optimizar la oferta y ahorrar costos.

5. Formar al staff en diferentes roles

Charlotte

En lugar de tener una persona diferente para cada función, podrías invertir en mejorar las habilidades de tu equipo en todo el local, lo que dará sus frutos a largo plazo. Cuanto más conocimiento se pueda compartir dentro de las diferentes secciones, más ágil puede ser el lugar. ¿Qué podría ser mejor que el chef cubriendo la estación que falta, el bartender que puede ayudar en las horas pico? Cuanto más aprendemos unos de otros, mejores nos volvemos. Al final… ¡todos somos un equipo!

PUNTOS CLAVE